lunes, 28 de febrero de 2011

NH Palacio de Tepa, un antiguo palacio madrileño convertido en hotel por el estudio de Ramón Esteve

El grupo hotelero español NH Hoteles ha transformado mediante una ambiciosa obra de rehabilitación un palacio neoclásico del siglo XIX, en clavado en el corazón del histórico Barrio de las Letras de Madrid, en un lujoso hotel de cinco estrellas.



El hotel conserva el aire bohemio de la zona con techos abuhardillados en muchas de sus estancias y a la vez integra una decoración minimalista y de vanguardia. Sus 84 habitaciones decoradas por el estudio de arquitectura y diseño de Ramón Esteve en confortables tonos grises y tostados, juegan con la omnipresencia de la luz, que entra por los amplios ventanales y por las claraboyas del techo en las estancias abuhardilladas del último piso.

Tanto el mobiliario como la iluminación son predominantemente españolas. Destacan en la entrada unas magníficas lámparas de largas cadenas en aluminio y LEDs, diseñadas por el propio Ramón Esteve y producidas por la empresa Ona Light, los sofás modelo "Para" firmados por Joquer, y ya en la zona de restauración las sillas Manila y las mesas Dado de Andreu World.

El estudio de Ramón Esteve ha acertado sin duda con este mobiliario que siendo elegante y sobrio no compite con la rotundidad del edificio.

La luz es protagonista indiscutible en la decoración de un hotel cuya remodelación ha respetado las bóvedas originales del inmueble así como sus características balconadas. Dos patios interiores encalados en blanco, rehabilitados de acuerdo con su antiguo aire de corrala, permiten que la luz se cuele por los pasillos y corredores interiores del establecimiento. Además, bajo el suelo acristalado de la sala de lectura se pueden contemplar los restos arqueológicos de las antiguas galerías para el abastecimiento de agua.

En definitiva, el hotel NH Palacio de Tepa es un ejemplo de cómo una buena rehabilitación puede devolver a un edificio toda su nobleza al tiempo que añadirle guiños actuales en tecnología y sostenibilidad.