viernes, 11 de febrero de 2011

Pizarra

La pizarra es una roca metamórfica homogénea formada por la compactación de arcillas. Se presenta generalmente en un color opaco azulado oscuro y dividida en lajas u hojas planas siendo, por esta característica, utilizada en cubiertas y como antiguo elemento de escritura.

La pizarra es una roca densa, de grano fino, formada a partir de rocas sedimentarias arcillosas y, en algunas ocasiones, de rocas ígneas. La principal característica de la pizarra es su división en finas láminas o capas (pizarrosidad). Los minerales que la forman son principalmente cuarzo y moscovita. Suele ser de color negro azulado o negro grisáceo, pero existen variedades rojas, verdes y otros tonos. Debido a su impermeabilidad, la pizarra se utiliza en la construcción de tejados, como piedra de pavimentación e incluso para fabricación de elementos decorativos.



Gales es una de las zonas con mayor tradición y producción de pizarra del mundo. En Europa también hay importantes canteras en Portugal, Italia o Alemania. En España hay importantes yacimientos en El Bierzo, Cabrera y Valdeorras (León y Orense), Bernardos (Segovia) y Villar del Rey (Badajoz).

Brasil es el segundo mayor productor de pizarras del mundo. El estado de Minas Gerais es responsable por 95 % de la producción brasileña de pizarras y la ciudad de Papagaios, por 75 % de la producción de este Estado. En Norteamérica las zonas de producción más importantes se encuentran en Terranova, el valle de la pizarra en Vermont y Nueva York, y el condado de Buckingham en Virginia.

La launa es una arcilla magnésica de estructura pizarrosa y color gris azulado, que resulta de la descomposición de las pizarras arcillosas.