sábado, 19 de noviembre de 2011

Barras de cortinas

Las barras de cortina pueden resultar casi tan importantes como la propia cortina. Por supuesto que el accesorio decorativo principal es la cortina, pero las barras (conocidas en algunos países como barrales) también pueden destacarse por mérito propio y hacer resaltar a la cortina.


Es posible encontrar barras de acero, madera, plástico, bronce y hierro, entre otros materiales. La elección dependerá de la estética que queremos desarrollar en el ambiente, pero además hay que tener en cuenta la durabilidad de la barra.




Debemos considerar que las barras de cortina pueden tener diversas terminales y anillas. A la hora de elegir la barra tenemos que prestar atención a todo el conjunto ya que será el que determine el resultado. Una barra puede potenciarse con las terminales indicadas o perder su valor.


Tampoco debemos dejar de pensar en la combinación entre la barra y la cortina. La cortina más lujosa puede pasar desapercibida con una barra simple y poco atractiva. Por eso es importante analizar qué función le daremos a la cortina. En el salón, por ejemplo, lo mejor es invertir en una barra con diversos detalles decorativos y una buena cortina. Para el dormitorio, en cambio, tal vez podemos conformarnos con una cortina que limite el paso de la luz y una barra que sea resistente.

Podemos pensar en diversas combinaciones que nos garanticen el éxito. Sólo es cuestión de analizar las posibilidades y hacer una elección acorde a nuestros intereses.

Vía: Interiores