jueves, 14 de enero de 2016

La madera natural y una cuidada iluminación caracterizan el restaurante Labráss de Madrid, diseñado por Laura García-Soto

El restaurante Labráss, abre sus puertas en la Calle Alonso Cano 84 de Madrid. Su nombre nos da pistas sobre su concepto principal: comida de calidad a la brasa. Una buena materia prima para disfrutar compartiendo o no, con una presentación con guiños a lo tradicional.
El desarrollo del interiorismo viene de la mano de: Laura García-Soto Jiménez, interiorista madrileña acostumbrada a los retos de hostelería. Líneas limpias, sencillez, calidez y un punto de color, son las características básicas de un espacio con personalidad propia.
La presencia de la madera natural, materiales textiles y el color de la iluminación, hacen tangible un espacio acogedor y confortable, con mobiliario de diseño y realizado a medida que le da un toque exclusivo y especial.
El local mezcla los ambientes de comedor y barra, unificando los usos. Los techos, ayudan a sustentar con fuerza este criterio. Su disposición longitudinal, proporcionan una sensación de amplitud y profundidad que conduce su mirada a la gráfica que identifica el lugar donde está.

Para más información visiten: Laura García-Soto 
Vía: infurma